jueves, 24 de enero de 2013

Capitulo 4 - Solamente Vos


Julieta y Daniela son dos chicas muy maduras para su edad. A pesar de que no se llevan tan bien ellas se quieren mucho. Ellas están en búsqueda de un hombre más grande que ellas, sin embargo, las casualidades de la vida llevaron a que la menor se enamorara del exnovio de Julieta.  Ambas se sienten atraídas por un chico "complicado". Si bien las situaciones son distintas, tanto Julieta como Daniela sufren porque no pueden acceder a su ser querido como ellas quisieran. Pero a Julieta le molesta que Daniela este enamorada de Sebastian. 





Mora es una chica extrovertida y graciosa. Está siempre a la expectativa de lo que se dice en la familia y suele escuchar todo lo que hacen sus hermanas, siempre con sus comentarios da en la tecla justa. Juan a veces siente que sus comentarios lo lastiman, pero igual considera que es una de sus hijas más capaces. Si bien la separación de La Polaca la afecto, ella  no lo siente y sigue queriendo a su padre de la misma manera. Su padre intenta generar un lazo más fraternal y le pide que por favor  vuelva a cantar.


Michelle, la mujer de Félix, se sospecha  que su esposo no le es fiel y que está saliendo con otra chica.  El conocimiento de la verdad hace que lentamente comience a sentirse mal a tal punto de necesitar ayuda.  Y llega a la peluqueria de Aurora.

Aurora es una buena chica y ayuda a todas las personas que tienen un problema. Incluso a la esposa de su actual "novio". Claro, ella no sabe que Michelle en realidad es la mujer de Félix y por eso decide prestarle una mano ante el problema de salud que tuvo.


Aurora no puede creer su mala suerte. Una mujer que ingresa a su peluquería sufre una descompensación y se desmaya. Cuando intenta ubicar a algún familiar para que la auxilie descubre –muy a su pesar– que esa mujer resulta ser la esposa de su amado Félix Y, además, empieza a convencerse que las prontas "promesas de separación" que emanan con tanta facilidad de la boca de su actual pareja no son más que eso, simples promesas.

Angustiada por la situación, Aurora escapa de su negocio con la intención de repensar su vida. Enterado de todo, Juan sale en su búsqueda. Finalmente la encuentra en una heladería. Ella se alegra al verlo: siente que puede confiar en él. Juan deja que Aurora se desahogue; y, con una simple caricia, intenta demostrarle que la entiende y la contiene. En ese instante  ambos se dan cuenta que comparten mucho más que "pasillos y ascensores".

La relación de La Polaca y Juan tiene cada vez más problemas. La separación, probablemente, termine en un divorcio definitivo. Félix y Aurora también atraviesan por sus propias complicaciones.

Los problemas con La Polaca y Félix ponen a Juan y Aurora en una muy mala situación. Ambos se sienten mal por tener inconvenientes amorosos que no los dejan avanzar. Sin embargo, siempre encuentran un momento para terminar juntos. Al juntarse la cara de los dos cambias y los temas de conversación comienzan a ser mucho más alegres.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada